Jurassic World

José Bau 9 julio 2015 0

Michael Crichton ha muerto, reinventemos a Michael Crichton.
Hace mucho que no os hablo de cine, también es cierto que hace mucho que no iba al cine, la comodidad y otras preocupaciones hacen que me centre más en los libros, de los que puedo sacar más partido que en una fugaz y breve impresión obtenida en el cine. También la posibilidad, salvo muy contadas excepciones, de ver la película en televisión, sin que se pierda nada relevante, desde luego la historia no se ve alterada por tener menor tamaño, hace que tenga abandonadas las salas.
Que cuando veo un película ya no sea de actualidad es uno de los motivos por los que no os hablo de cine, el otro es que sinceramente me cuesta hablar de una película sin revelar parte de su trama, por lo que la poca intriga que tiene os la voy a desvelar, así que tú y solo tú, lector, serás responsable si sigues leyendo el siguiente párrafo.


Jurassic World
En esta ocasión el parque de Isla Nublar está en pleno funcionamiento y operación habiendo sido comprada la compañía Ingen por el empresario indio Simon Masrani, o al menos eso es lo que inicialmente aparenta, luego se ve que hay otros fondos y otros intereses, dejando la puerta abierta a una quinta parte que podría acaecer en cualquier lugar del mundo. Por lo demás el guion es una completa colección de estándares y situaciones previsibles.
Siguiendo la tónica habitual en los últimos años de ubicar a las mujeres en papeles relevantes de la pirámide empresarial, Claire Dearing, es la directora de operaciones del parque. Y también siguiendo la tónica de situar a sus órdenes, para con ello complicar la relación romántica, Owen Grady es uno de los cuidadores de los dinosaurios, como la mayoría exmilitar y un tipo duro. Naturalmente el choque de caracteres hace que no pasasen de la primera cita y tendrá que ser la adrenalina y el despido de ambos ante la más que previsible quiebra de la empresa lo que les lleve a unir sus vidas.
Completa el reparto Zach y Gray Mitchell, los sobrinos de Claire a los que esta invita a pasar unos días en el parque y que son, por ello, la excusa para que se tome interés especial en su rescate acudiendo en su búsqueda (y abandonando todas sus responsabilidades) cuando estos desobedecen las órdenes de regresar al parque durante la emergencia de la fuga del nuevo dinosaurio, el Indomitus un hibrido de Trex y, como se puede deducir en las primeras pariciones por su inteligencia y garras, velociraptor, además de otras especies auxiliares, antiguas y modernas.
Independientemente de los tópicos hay una serie de fallos de guion: por mucho que el Indomitus tenga la capacidad de reducir su calor corporal ¿cómo sabe que tiene que hacerlo para engañar a sus vigilantes?, si los cuidadores entran a examinar el recinto por una pequeña puerta, por la que no cabe el gigantesco Indomitus, ¿por qué cuando tratan de huir de él se dirigen a la más lejana puerta de tamaño gigantesco por la que puede salir, y de hecho sale?
Aunque no la pudimos ver en 3D, porque la máquina estaba averiada (y naturalmente era más importante poner en la sala que sí funcionaba el nuevo estreno de Los Minion) sino en una pequeña sala en formato tradicional, los efectos especiales, los paisajes de la isla, y los planos generales hacen que merezca la pena verla en el cine, aunque en su mayor parte sea ya animación informática más que película de cine.

Leave A Response »

Haz divertido poema bien comprar levitra generico Cómo deshacerse de acidez sin medicina